El envoltorio de un sándwich fue el causante del abandono de Fernando Alonso en el GP de Baréin