¿La mejor delantera del mundo? La MSN vuelve a dar un espectáculo