Serio, cabizbajo, dolido: La imagen de Leo Messi en su vuelta a los entrenamientos