Los jugadores de Real Madrid y Barça, confiados en que no ocurrirá nada dentro del Camp Nou