Los jugadores del Granada piden la camiseta a los del Real Madrid durante el partido