El hombre más rápido de toda la historia se despide de los Juegos Olímpicos