Un hombre ciego encesta una canasta a la primera y la reacción de sus amigos es increíble