Griezmann tira del carro del Atlético y vuelve a ser decisivo con un golazo