El gol de Di María, lo más destacable