El derbi gallego también se jugó en la grada: la rivalidad entre celestes y blanquiazules