La afición del Valencia recibe a Amadeo Salvo como un auténtico heroe