¡Dos niños paran un partido en Valencia para atender a un rival... y dan una lección!