Al Sevilla le toca reconstruirse para afrontar con garantías la Champions