La prueba de fuego de Morata ante la BBC de Italia: ¿quién ganará?