Piqué reacciona a los pitos silbando pero termina firmando una bandera de España