Morata, el 9 que necesita la Selección