Las renovaciones de Carvajal y Marcelo aseguran cinco años los laterales del Madrid