El Madrid noqueó al Rayo 24 horas después de lo previsto