El Real Madrid vuelve al estadio donde comenzó el declive