Pedro León: el primero en salir