Marcelo y el Madrid, nuevas víctimas del “virus FIFA”