Europa mira al Real Madrid para pescar jugadores en rio revuelto