Gareth Bale lo intentó todo pero… se quedó sin puntería ante el Athletic