CR7: “La obsesión por la Décima es buena”