La plantilla del Barça recorrió más de 53.000 kilómetros en sus 35 desplazamientos de 2017