El nuevo reto de Monchi, conseguir reinventar al Sevilla una vez más