Casillas despejó al poste con la mirada un disparo lejano del Cruz Azul