Sergio Ramos, el jugador de moda que quiere ser protagonista principal en Brasil