Neymar y Brasil defienden ahora la frase de 'menos samba y más trabajar'