Una pelea multitudinaria antes del Alavés-Barcelona acaba con un joven de 19 años detenido y un herido