Los piques entre madridistas y atléticos ya han comenzado en Gran Vía