¿Quién está mejor en lo que llevamos de 2015, la BBC madridista o la MSN azulgrana?