El Liverpool se convierte en campeón de la Premier League tras el pinchazo del City

Van Dijk durante un partido