Los dos mensajes de despedida de Zidane a sus jugadores: no lideraré la renovación del vestuario y seguiré entrenando en otro lugar