La Superliga parte el fútbol en el año 2021, una fractura que está más abierta que nunca