El Barcelona no pasa del empate ante el Cádiz y deja el futuro de Koeman pendiendo de un hilo (0-0)