Varios directivos del Bartomeu sospechan que 5.000 firmas de la moción censura se han podido comprar: “Tenemos 10 días para validarlas”

Bartomeu y la moción de censura con las firmas.