El Valencia oposita a campeón