¡Rulli para el tiempo y saca una mano en el aire para despejar el cabezazo de Aduriz!