Schuster comprende que la afición del Málaga le quiera fuera del equipo