Cabral se adelanta a Kike Sola y salva al Celta en Balaídos