Así fue la jornada más sombría de los nuestros en la Europa League