Ibrahimovic y Cavani, dos obras de arte para dar la victoria al PSG