El Sevilla quiere alargar su romance con su 'segunda novia': la Europa League