Betis y Sevilla se la jugarán en la vuelta tras empatar con el Rubin Kazan y el Maribor