El Girona confirma los intentos de amaño