Uno de los detenidos de la FIFA designó al linier del España-Corea del Mundial 2002