Simeone se lleva otro derbi y confirma la supremacía atlética en la capital