Álvaro Negredo se reencuentra con el gol en Mestalla y vuelve a sonreír ante el Granada