El Sevilla tira de orgullo para remontar un partido que se le había puesto cuesta arriba ante el Krasnodar (3-2)

El Sevilla tira de orgullo para remontar un partido que se le había puesto cuesta arriba ante el Krasnodar (3-2)